Con la sexta entrega de la serie “Casas que generan más de lo que consumen” hemos pasado el ecuador de este listado. Este lugar de privilego, en medio de la tabla, corresponde a una vivienda unifamiliar diseñada en 2008 y conocida como Home for Life. Se trata de un proyecto del estudio danés AART architects, que Eva Benedicto Justo describe así en su artículo de EcoInventos:

10 casas que generan más energía de la que consumen:

6. Home for Life, de AART arquitectos

Una vivienda moderna de dos dormitorios, de 200 metros cuadrados que se llena de luz natural estratégicamente utilizada para ahorrar el 50% de calefacción en invierno. Incluye un sistema fotovoltaico, un sistema de agua caliente solar, bomba de calor, ventanas de energía optimizada y un sistema de ventilación natural automática.

Según los creadores del proyecto, esta casa ha merecido, entre otros, los premios siguientes:

  • Premio Green Good Design en 2010
  • Premio Bo Grøn en 2009

La plataforma Active House Alliance, que promueve una arquitectura comfortable y sostenible para lograr un mundo limpio, saludable y seguro, aporta una descripción más detallada:

El inmueble vivienda Home for Life se inspira en las casas tradicionales danesas de un piso y medio, y techo a dos aguas. La superficie de estos hogares es relativamente pequeña pero ofrece muchas posibles distribuciones.

ENERGÍA:

Home for Life produce más energía de la que consume. Con un excedente de energía de 9 kWh por m2 al año, la casa tarda unos 40 años en generar la misma cantidad de energía que se utilizó para producir sus materiales de construcción. A partir de ese momento, la casa estará proporcionando a la naturaleza más de lo que ha tomado de ella. Una bomba de calor solar y colectores solares de 7 m2 alimentan la calefacción y el agua caliente, mientras que las celdas solares de 50 m2 generan más electricidad de la que consume la vivienda.

CLIMA INTERIOR:

Los sensores de calor, CO2 y humedad que hay en todas las habitaciones y la estación meteorológica exterior aportan los datos a un sistema de control inteligente, que se encarga de mantener dentro de la casa una temperatua saludable y cómodo, adecuada a las necesidades familiares. Las ventanas de apertura automática permiten que entre frescor y los sensores desactivan la luz al salir de la habitación. Estos factores se combinan para crear un hogar con un nivel muy bajo de consumo energético.

MEDIO AMBIENTE:

Las ventanas están situadas de tal forma que luz diurna llega desde al menos dos ángulos distintos en cada espacio. Además, las ventanas suponen un 40% de la superfície de los muros de la vivienda, el doble de lo que ocupan en una casa tradicional. Las aberturas dejan entrar la naturaleza, iluminan las habitaciones, optimizan el flujo de aire fresco y generan experiencias espaciales tanto dentro como fuera. Y cuando se requiere calentar la casa, la mitad del calor proviene directamente de la luz solar que entra por estas ventanas. Todas las habitaciones tienen salida al exterior.

Por su diseño, su orientación y sus materiales, Home for Life está optimizada para minimizar la energía necesria y potenciar el uso de las renovables. La casa interactúa, también, con el sistema y el suministro de energía local, aunque cubre todos sus requisitos de energía de modo autónomo, principalmente mediante energía solar que convierte en calor y electricidad a través de una combinación de soluciones naturales y tecnología avanzada. Por este motivo, la casa es neutra en emisiones de CO2.

Fuentes: EcoInventos, Active House Alliance, AART architects
Imágenes: EcoInventos